Temblor en el ojo, y como evitarlo

El “temblor de ojos” es algo esporádico que se puede controlar. Aunque no es tan grave, es algo que puede causar muchas molestias.

Su nombre técnico es blefaroespasmo, aunque popularmente se le conoce como tic nervioso.

Este tic nervioso puede aparecer en los ojos. Más común es un pequeño temblor en el párpado inferior. Aunque sintamos movimiento, es normal mirarse al espejo y no notar ningún movimiento.

Este síntoma puede ir acompañado de otros, como visión borrosa o sensibilidad a la luz. Esto solo afecta las fibras del músculo orbicular si el temblor en el ojo no es severo.

Aquí hay algunas causas:

Este temblor ocular no tiene una causa específica. Pero puede estar asociado a algunas causas, como estas:

Cansancio o falta de sueño: No comer bien, y no dormir lo suficiente puede verse afectado de esta manera, nuestro cuerpo nos dice que algo no va bien. Por eso es recomendable apagar todos los dispositivos que puedan distraernos durante el descanso y aprovechar al menos tus 8 horas de sueño.

Café, tabaco y otras sustancias similares: Nos dan un efecto estimulante. Y causan espasmos en el ojo. Es por eso que el temblor puede ser molesto.

Mala alimentación: Además de comer bien, tenemos una mala alimentación, lo que puede provocar un temblor en el párpado. El potasio y el calcio ayudan a regular el sistema nervioso.

Alergias: Puede tener picor o enrojecimiento, y algo de lagrimeo. Es posible que tenga una alergia. Puede pensar que es solo un tic al principio, pero puede deberse a algo alérgico a usted.

¿Cómo evito el temblor en el párpado?

Por lo general, desaparece unos minutos después de que comenzó, o unas pocas semanas después de que ocurrió por primera vez, sin tratamiento. Mientras esto se detiene puedes tomar estas medidas:

  • Evita ingerir cafeína o sustancias que te den un efecto estimulante.
  • Duerme más, trata de acostarte más temprano y descansa mejor.
  • Hidrata tus ojos con gotas para los ojos o gotas para los ojos.

También recomendamos contactar a un oftalmólogo cuando:

  • Tiene movimientos oculares involuntarios durante más de una semana.
  • Estos afectan otras partes de la cara.
  • Tiene enrojecimiento, secreción de un ojo o hinchazón.
  • El párpado cae involuntariamente.
  • El párpado se cierra completamente de forma involuntaria.
error: Content is protected !!